sábado, 7 de agosto de 2010

Airbender, el último guerrero - Inicio de una saga acabada

Shyamalan no es santo de mi devoción, no todas las películas de su interesante filmografía han llegado a ser de mi agrado, ni mucho menos las dos últimas producciones que realizó antes que esta. Sin embargo, aunque muchos puedan confundir mi crítica con un ataque velado contra el cineasta, nada más lejos de la realidad. Sinceramente, esperaba que esta adaptación de una serie de la cual he visto pocos capítulos fuera mi esperada reconciliación con este autor que, por mucho que me pueda decepcionar, siempre tiene algún conejo en la chistera con el que sorprenderme, aunque sólo sea gracias a sus propuestas e inimitable estilo. Por desgracia, hasta los más acérrimos seguidores del realizador tendrán que reconocer que esta no es una de sus mejores obras, y puede que incluso se trate de uno de los proyectos en los que más necesitaba desprenderse de su propia personalidad.

Y digo esto porque la susodicha queda totalmente sepultada en una trama que deja bastante que desear. No dudo de la destreza de este guionista y director, pero adaptando una serie de cierta extensión (aunque sólo haya hecho lo propio con la primera temporada) diría que ha fracasado estrepitosamente. Esto se debe a que los personajes carecen de gracia, de carisma, de evolución o incluso de cualquier personalidad que pueda achacárseles. Cierto es que los diálogos y los actores no acompañan, no hay nada salvo el vestuario o el maquillaje que nos recuerde a los carismáticos personajes de la serie. Son todos muy robóticos, casi impersonales, totalmente vacíos de sentimiento, como si reaccionaran sólo por indicaciones de alguna mano invisible. Todos se expresan igual, todos reaccionan según el manual y ni siquiera tienen el protagonismo que merecen. Se salva la interpretación de Dev Patel, que resulta muy convincente como el ambiguo Zuko, teniendo incluso la mejor línea de diálogo de todo el filme (que es, para quien quiera saberlo, aquella en donde se comenta por qué prosigue con su cruzada cuando puede dejarla en cualquier momento).

Una película con un desarrollo precipitado y atropellado, que pretende abarcar demasiado sin llenar los minutos con aquello que más necesitaba: Sensación de viaje (las escenas se cortan de manera chapucera y los personajes cambian de sitio como si nada, sin explicación alguna) y un mayor tratamiento en los personajes: más compañerismo, más interactividad entre ellos, más conversación, más cotidianidad... más vida, en definitiva. Ese desapego emocional casi total hunde por completo las buenas ideas del guión, que en verdad son pocas y se encuentran desperdigadas. Su mensaje de ecologismo (respeto a la naturaleza, la humanidad conviviendo con los elementos) y pacifismo se muestra manido y mal aprovechado. Y es una lástima, porque realmente lo tenía todo para ser una magnífica historia de aventuras protagonizada por niños. Pero ni siquiera gustará a los pequeños, y los fans sólo verán una adaptación fiel, pero sin el alma de la serie. Los personajes, de hecho, están totalmente irreconocibles.

Una verdadera pena, porque en cuanto a coreografía, efectos especiales, banda sonora (grandísimo James Newton Howard), escenografía, ambientación, vestuario y maquillaje es portentosa, está cuidada al máximo y llega a sorprender. ¿Por qué tenía fallar Shyamalan precisamente en el guión, montaje y desarrollo? No se puede construir un castillo de naipes sin una base que pueda sostener la parte superior. Otra vez será.

Antes de acabar, dos notas importantes que no tienen que ver con la película en sí. Primero, la vergonzosa traducción del título, que habiendo sido traducido tan adecuadamente como El último maestro del aire en muchos sitios, resulta incomprensible mezcla bilingüe que nos encontramos en España. Y la otra: evitad verla en 3D. Es un auténtico timo. 

9 comentarios:

Hector Garcia dijo...

Concuerdo completamente contigo. En cuanto la vi, observé exactamente todos lso aspectos que has citado: La pansimonia de Aang, que en la serie original es muy animado, aunque a veces se ponga serio cuadno debe serlo, per osu sentido del humor es grande en la serie; el personaje de Soka, es el más cómico y el más dinámico para mi gusto, aun siendo un gran guerrero que evoluciona VISIBLEMENTE a lo largo de todas las temporadas, es un gran guerrero, y su sentido del humor en la pelicula es INEXISTENTE, ademas de que el actor tampoco le da la flexibilidad que deberia; y por ultimo, los PASOS DE GIGANTE que dan en la película...resumen una temporada en una pelicula...es un error cuando el guion es tan VAMOS VAMOS VAMOS VAMOS FIN.

Otro aspecto, sin tanta importancia que saqué es que, a los maestros tierra los han puesto...demasiado sencillitos, cuando en la serie son espectaculares, se puede ver en el capitulo 6 de la segunda temporada, cuando conocen a TOPH, la mestro que enseñará a Aang. Defrauda mucho...

Anónimo dijo...

Buena crítica, tranqui que no te has cebado jejeje, bueno intentaré verla en dvd porque ya en internet debe ser una mierda, si es buena en efectos como casi único buen detalle, no creo que corresponda cargarse su único punto positivo con una mala copia de internet jejejeje.
Un beso!
Sofía L.T

Ovidio dijo...

Hombre Hector, qué alegría verte por aquí.

Pues sí, si es que estamos de acuerdo en todo, ni hecho aposta. XD

Yo he visto pocos capítulos de la serie, pero los pocos que he visto me han parecido simpáticos, agradables y con muchos mensajes sobre el machismo, la guerra de clases, el orgullo o la importancia de la madurez. Es una serie muy, muy rica en detalles y se tratan hasta las relaciones familiares con mucha holgura. Sorprende que la película no tenga NADA de todo eso, es un torbellino de situaciones sin ton ni son con unos personajes vacíos que recitan frases con una rigidez asombrosa.

En fin, ahora sólo querría ver la serie entera, a ver qué tal. Y es que tiene muy buena pinta.

Sofi, me alegro de que te gustara la crítica. Y sí, mejor veela en DVD, que como bien dices, ya que sólo destaca visualmente, por lo menos disfrútala por ahí.

Un saludete a ambos.

SE dijo...

Bueno pues yo la he visto y realmente me ha gustado (quizás soy imparcial pues me confieso fan del director),por lo que discrepo de tu crítica. El señor Shyamalan se encarga de dirigir un "para todos los publicos", despúes de habernos regalado las mejores peliculas de serie b (del bueno) desde el gran Carpenter. Si quiere sacar tajada y nos vende algo decente ¿Why noT?, un saludo y muy bueno el blog.

Ovidio dijo...

No creo que "dirigir para todos los públicos" signifique tener que realizar un filme tan vacío, con un ritmo inexistente y con unos personajes y actores tan flojos, sosos y planos.

Pero bueno, es mi opinión, me alegro de que alguien la disfrutara más que yo, eso es salir ganando, la verdad. Lo que pasa es que no me gusta que se excusen los fallos con la consabida coletilla de "todos los públicos", anda que no hay peliculones en ese plan.

Anónimo dijo...

Muy de acuerdo contigo.. excepto en lo de las 3D, al menos en el cine que yo la vi fue espectacular, con unos efectos especiales impresionantes.

efrain_asturiano dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Anónimo dijo...

HOMBRE¡¡ buena crítica de la película,realmente buena, pero creo que no estoy de acuerdo contigo en un par de detalles, creo haber entendido que te ha gustado la ¿coreografía? (creo que la llamaste así) es decir los movimientos de control, personalmente debo decirte que he visto la serie entera porque realmente lo merece por muchos detalles que ya se han mencionado, y no creo que la adaptación de dichos movimientos haya sido genial ni parecida, en la serie son muy dinámicos y fluidos, sin embargo en la película hacen movimientos de 30 segundos(no siempre) durante los cuales no se mueve ni el agua ni ningún otro elemento para que al final no ocurra casi nada.
Además la escena en la cual atacan a la tribu del agua del norte está totalmente cambiada pues en la serie Aang ataca DURANTE el "eclipse" lunar y ni hablar de una muralla de agua, creo sinceramente que Aang no atacó en la película simple y llanamente porque querían ahorrarse trabajo, según mi humilde opinión de ahí se podía haber sacado mucho partido, y ni falta que hace hablar sobre los maestros del fuego y su incapacidad para crearlo como en la serie.
espero que si se hace el segundo y tercer libro esté mas currado, sobretodo el del fuego, creo que fue la temporada que más me gustó, no por la batalla final y todo eso, más bien por capítulos sueltos como uno en el que Aang va a una escuela de la nación del fuego(no recuerdo el título) y "la dama pintada", hay más pero creo que ya he escrito demasiado :D,espero que todo lo que he escrito no te siente como una crítica a tu crítica, no iba con esa intención, bueno,sólo decirte que me encanta tu blog, sigue así Ovi XD

Ovidio dijo...

Bueno Anónimo, la verdad es que ahí estoy en desventaja, porque yo la serie no la he seguido y he preferido criticar el filme en sí, sin tener muy en cuenta su referente, aunque sólo sea por mi desconocimiento del mismo.

En todo caso, creo que la coreografía está muy trabajada, aunque sí es cierto que deja mucho que desear en cuanto a fluidez, hay demasiada cámara lenta y personajes que parecen esperar al ataque de su contrincante. De todas formas, me niego a defender ni tan siquiera este aspecto de la película, porque realmente me parece un verdadero despropósito.

Gracias por tu comentario, y ya veremos qué tal las secuelas, si es que las hacen.