sábado, 22 de octubre de 2011

DC: The New 52 - 28 de septiembre (2)

Vampire #1 

Es un título con un tono tan Vértigo que no se entiende dentro del universo DC más tradicional. A no ser que próximamente algún superhéroe tenga una presencia relevante, que no lo descarto. En todo caso, es un buen primer número, con un protagonista que tiene alguna que otra cosilla en común con Blade, solo que mucho más interesante por sus poderes (los del vampiro de Stoker) y su aspecto joven que, por lo que parece, se contradice con su edad real. En todo caso, va al grano enseguida y presenta una guerra entre humanos y vampiros que podría ser muy golosa en números venideros, y más si tenemos en cuenta que de por medio hay una historia de amor trágica. Además, el dibujo de Andre Sorrentino recuerda muy agradablemente al de Jae Lee en sus buenos tiempos. Lo dicho, una sorpresilla de mano de dos autores que no conozco de nada y que quizá nos dejen en vilo en los meses venideros. O eso, o la serie naufraga, pero por el momento me ha enganchado. 

Valoración: 7 / 10

Justice League Dark #1 

Al fin una presentación decente de todo un grupo, ¿tan difícil era? Para Milligan por lo visto no, y este número, que posee un toque muy Vértigo pese a tener a personajes de la JLA por en medio, es un arranque perfecto para lo que parece la reunión precipitada de una serie de tipos relacionados con la magia. Zatana, Shade, Constantine, Xanadú... entre otros, actuando a contrarreloj para detener una amenaza complicada que resulta estar provocada por... una vieja conocida. Interesante, bien escrito y con un dibujo bastante bueno que por lo menos concede cierta personalidad a la colección, pese a la rigidez y estatismo en según qué escenas. Esta sí pinta bien, y además con mucho potencial. Ahora queda por ver si Milligan sigue cumpliendo en números venideros. 

Valoración: 7 / 10

Teen Titans #1 

No decepciona, pero porque es un número uno tan malo como cabría esperar. El principal problema es que Lobdell no conoce a los personajes que escribe, y eso se nota tanto que hasta duele. Es más, tiene precisamente el handicap que posee todo el maldito evento: no se presenta nada que justifique el comienzo desde cero. O desde uno, o desde dos, lo mismo da. Aunque parece que se mantiene parte de la historia de Tim Drake, ahora la Young Justice es un maldito espejismo. Esto es exactamente como el número de la JLA de Johns y Lee, con Robin intentando buscar a los miembros de su futuro equipo de Titanes. Lo curioso es que respeta hasta una estructura similar: los humanos temiendo y odiando a los superhéroes, el sidekick de Batman perseguido y buscando a los demás, un enemigo dándoles caza (una corporación, más bien) y hasta tenemos un cliffhanger final presentando a Superboy. Lo realmente cutre es que resulta estar mejor escrito que el citado número de los "mayores". Que no es decir mucho, pero resulta más patético para el guionista estrella de la editorial. Booth, por otro lado, bien coloreado se digiere mejor, pero sigue siendo un pésimo dibujante. 

Valoración: 3 / 10

Voodoo #1 

La verdad es que hacer una reseña de un cómic escrito por Ron Marz es buscar criticar negativamente porque sí. Porque seamos sinceros, ese guionista nunca ha destacado por ser bueno en lo suyo, ni siquiera en su mejor obra (Sojourn) destacó en exceso y encima la dejó inconclusa, en el mar de la mediocridad más absoluta. Bueno, por lo menos aquello fue algo medianamente digno, pese a su vacuidad, pero esto... esto es absurdo incluso. No estoy en contra de que escriban historias sobre mujeres en lugares de alterne o prostitutas, siempre hay cierto interés por ver reflejado ese mundo tal y como es, con sus peligros, sus vicios y sus problemas. Es decir, siempre que haya algo que contar, lo que no ocurre justamente en este sinsentido de cómic, que solo va de cómo la protagonista se transforma en algo y alguien la persigue. Poco más. El resto es todo morralla, erotismo blando sin un triste pezón asomando. Nadie esperaba esto último, está claro, pero confirma que es una propuesta que queda en medio de todo, y más cuando ves que la situación de la protagonista es un "visto y no visto". Eso sí, qué bien dibuja Sami Basri y qué bien colorea Jessica Kholinne, la única excusa real para animarse a leer esto. 

Valoración: 3 / 10

2 comentarios:

Yota dijo...

Hombre siendo justos, Sojourn quedó inconclusa porque chapó la editorial,

Ovidio dijo...

Eso no lo niego, pero una relectura a lo que hay de Sojourn me hizo ver que es un chicle extensible sin sabor. Sin metáforas: un truño aburrido con unos personajes planos y un mundo sin imaginación alguna. Eso sí, con unos dibujos muy bonitos.

Si ese es el mejor trabajo de Ron Marz... uff...