sábado, 8 de octubre de 2011

DC: The New 52 - 31 de agosto y 7 de septiembre (I)

Justice League #1 

Lo más grave de este número no es que esté mal escrito, no muestre una historia competente o no sirva de presentación para nada en absoluto. No, lo realmente triste es que es anodino como él solo. No se puede pretender comenzar una nueva colección con algo tan lamentable como este pobrísimo e insustancial encuentro entre dos personajes de la futura primera alineación del grupo con unos diálogos tan pésimos, demostrando el guionista, una vez más, que no sabe escribir a uno de ellos. Hay momentos tan sonrojantes como Batman intentando hacerse el genial (ya que es humano y tiene mucho que demostrar), quitándole el anillo a Hal como si tal cosa. Es vergonzoso porque consigue curiosamente el caso contrario: en lugar de mostrar a Bruce competente en lo suyo, hace que Jordan parezca un inútil. Peores son el típico y tópico origen de Cyborg que se pretende mostrar y la absurda entrada de Superman, que está caracterizado de pena, todo para ofrecer un cliffhanger supuestamente atractivo. No se puede comentar mucho más, es un número muy pobre, y para ser el primero resulta desesperanzador. Y de verdad, me dicen hace tres años que esto lo escribe Geoff Johns y no me lo creo, parece algo más propio de Jeph Loeb en horas bajas. Jim Lee, eso sí, como siempre, ni bien ni mal, simplemente en su estilo. Si te gusta, lo adoras, si no... lo soportas. Para mí es el segundo caso. 

Valoración: 2 / 10

Action Comics #1 

Ha vuelto el Grant Morrison que a muchos nos gusta leer: crítico, con los pies en la tierra y presentando personajes con una personalidad definida que no resulte típica. Es muy pronto para valorar, pero es un arranque bastante esperanzador, sobre todo porque en 24 páginas repletas de acción (haciendo honor al título) se las apaña para crear un nuevo Superman que, por otro lado, es una actualización bastante inteligente del mito. Por otro lado, es cierto que las similitudes con Ultimate Spiderman son unas cuantas, pero superhéroes adolescentes de este tipo hay a montones, y de todas formas estos dos personajes siempre han tenido muchos puntos en común, empezando por el carácter a lo "boy scout" y acabando con que trabajan en un periódico. Por lo que la simbiosis que siempre han tenido estos iconos les ha beneficiado en mayor o menor medida, y no debería sorprendernos a estas alturas. El que sí resulta algo decepcionante es Rags Morales. Con el excelente trabajo que realizó en Identity Crisis, en este número comete ciertos errores de anatomía y proporción bastante graves, con viñetas que presentan a personajes deformados en poses imposibles y de una expresividad excesivamente forzada. No es tampoco mal trabajo, ni mucho menos una aberración, pero sabemos que es capaz de más. Aún así, que siga en la serie por mucho tiempo. 

Valoración: 7 / 10

Animal Man #1 

Dicen que este número parece uno cualquiera de la etapa de Jamie Delano al frente del personaje. A veces, las comparaciones son odiosas, en este caso me atrevería a decir que incluso injustas. Ese tono a lo "Vértigo" sin los tópicos del cómic de superhéroes es perfecto para este personaje, y ya lo dice el dicho "si algo no está roto, no lo arregles". Si ese tono atípico ha funcionado siempre, no entiendo por qué merece ser criticado, especialmente cuando Lemire trata de aprovecharlo para contar su propia historia, presentando a la familia al completo, el status quo (brillante la primera página de la entrevista) y lo que se avecina, con un cliffhanger muy interesante. En otras palabras, en un solo número es capaz de captar al lector como pocos han sabido en los relanzamientos de este evento. Es más, la historia invita a ser leída, pero es que aparte el dibujo de Travel Foreman es perfecto para el tono que exige, es muy experimental y está maravillosamente bien coloreado con esas tintas planas tan sugerentes. Es un muy buen número 1, de los mejores de todo New52. 

Valoración: 8 / 10

Batgirl #1 

Soporífero. En este primer número Gail Simone trabaja con el automático puesto, pretendiendo contar "algo" de la forma más anodina posible. Aunque seamos sinceros, lo que más molesta en realidad es que esta Batgirl no resulte nada creíble en su nuevo/viejo status, y no es porque Bárbara pueda andar ahora por arte de magia (que ni siquiera lo explican), sino porque el personaje está muy mal escrito, y se nota en exceso que la guionista no esperaba usarlo de esta forma, que no es idea suya pasarlo a un papel que es un retroceso devastador para todo lo que llevaba haciendo desde la popular Broma Asesina. Y es que por mucho que la hija de Gordon pueda andar de repente, no se comprende por qué deja tan de lado los métodos de Oráculo, menos todavía cuando pretenden mostrarla como alguien con muy poca confianza tras el trauma vivido. Tampoco ayuda encontrarse con un status quo tan típico y un villano supuestamente misterioso (otro de los tantos en esta franquicia) que sinceramente no interesa ni lo más mínimo. En definitiva, un cómic aburridísimo que no destaca ni siquiera por el dibujo. 

Valoración: 4 / 10

Detective Comics #1 

Esto es lo que llamaríamos un ejemplo perfecto de cómic que busca a todas luces llamar nuestra atención de cualquier manera y sin talento alguno. La trama es burda, cosida con alfileres, con una idea poco interesante y un cliffhanger tan fácil como poco trascedental. Una nota al pie de página de todo este evento que, sin embargo grita desesperado para destacar unos mínimos. Lo realmente triste es que Tony Daniel haya debutado como guionista de una cabecera tan longeva como la que nos ocupa, sin haber demostrado estar a la altura del prestigio de la misma. Lo único bueno que se puede decir de todo esto es que al menos no aburre y es bastante mejor que lo que venía haciendo anteriormente, pero eso no compensa un número tan flojo a todos los niveles, con un tratamiento del Joker bastante lamentable (está loco, pero siempre fue brillante e ingenioso, debería ser algo más que un psicópata masoquista), unos diálogos lamentables y unas cajetillas de texto deudoras del peor Loeb. Irónicamente, el dibujo es lo más aceptable, pese a no ser ninguna maravilla, aunque por lo menos notas el esfuerzo. Por lo demás, una sobrada sin gracia con un villano misterioso que no resulta interesante en absoluto. Lo curioso, es que pese a todo no está entre lo peor del evento. 

Valoración: 4 / 10